lunes, 18 de enero de 2016

Cómo me hice un cambio de look yo sola II: decolorar.

Hoy os cuento cómo y porqué me decoloré yo el cabello.


Pues decidí decolorármelo y para ello aunque vi vídeos la mayor información la recolecté del famoso y querido foro de belleza de VOGUE.

AQUÍ es donde me informé mucho.
Especialmente agradecimiento a los comentarios de Alétheia que tiene blog que os recomiendo mucho que es Pigmentation & Texture. Es una máquina esta chica, es muy inteligente y se explica largamente en todos aquellos temas que le interesan en profundidad.

Cierto es que si no somos muy mañosas o dudamos mucho mejor ir a una peluquería, pero tenía tremendo miedo a que me quemasen el pelo. Soy una agonías pero en los últimos años he tenido malas experiencias y había leído tanto en internet de gente que pagaba auténticos pastizales y que aún encima se lo dejaban mal que me entró pavor de ahí que decidiese hacérmelo yo misma.
Repito, si no soy muy manitas o calmadas mejor que te lo haga un profesional. Esto va especialmente dirigido a mi amiga Mar que además de tener el pelo fino no es muy calmada para estas cosas y ella lo intentó y poco más se carga su cabello... ¡cuidado con hacerlo uno mismo!
Yo no es que me considere muy buena en temas de cabello pero soy calmada, me relajo, y soy constante lo que hace que con mucho cuidado haga todo, incluido esto.


Detalles importantes para mí en la decoloración.

1. La decoloración siempre siempre siempre daña el pelo... O más que dañarlo lo deshidrata por mucho que hagamos bueno, siempre lo deshidrata.
Así que en poco tiempo deberemos ir cortando puntas sino queremos que se vea feo el aspecto de nuestro cabello.
Exige si queremos verlo bien ir cortando poco a poco.
En mi caso, después de tenerlo largo ya por medio del culete, estaba ya harta de la forma (sin forma...jaja) de mi cabello y que esto exija que me lo vaya saneando más habitualmente (cada 3 meses máximo) no me supone ningún problema.
Es más, así voy cambiando algo de look dentro de mis clásicos cortes. Me gusta capeado y a veces, desfilado.
Y como no quería dañar la raíz del pelo decidí hacerme un degradado desde la zona media del cabello.
Además de que por lo que he leído si decoloras la raíz hay que dejarlo menos en esa zona porque el propio calor corporal hace que se decolore más rápido y como no tengo práctica con esto me daba mucho miedito.


lunes, 11 de enero de 2016

Cómo me hice un cambio de look yo sola I: cortarse el pelo una misma.

¡Uolaaaaa!
Aquí estoy comenzando el año con una entrada en honor a todas aquellas que habitualmente me preguntáis sobre el pelo y cuando os cuento que me lo he hecho yo flipáis en colores de lo loca que estoy jaja.
Especialmente por supuesto a ti, Carla (@missarte) del blog Cajón Desordenado, porque eres la loca de los colores y jamás te aguantan :)

Os voy a mostrar fotos de todo el proceso (algunas me gustaría no mostrarlas pero me parece absolutamente necesario jaja). Y voy a dividir la entrada por partes para que sea amena.

La primera foto es de mi cabello sin cortar, a lo virgen.
Hacía años que no me teñía el cabello, recuerdo con añoranza mi cabello teñido de color negro, ¡qué intensidad y viveza!
Pero también recuerdo mis queridas mechillas rojas y también moradas que incluso previa decoloración duraron dos asaltos... Para quién no lo sepa, tuve una época en la que no me duraba nada, ni las bases de maquillaje (esencial en aquellos momentos prebase sí o sí) ni tampoco, obviamente, el tinte en el cabello. Es como que lo escupía la piel/cabello.
De ahí que al final me acabase tiñendo el cabello de color negro.